Amos oz dijo Premio Princípe de Asturias

Hoy se entregan el premio Príncipe de Asturias de las Letras 2007, y el escritor israelí Amos Oz será distinguido esta noche con el galardón. Me conseguí en La Tertulia de Río Piedras varios libros de él, que dentro de poco leeré . Le hicieron por estos días una entrevista en Elperiodico.com y me llamó la atención esto que dijo: “La literatura es un vehículo maravilloso para mejorar la comunicación. Es difícil odiar a un pueblo si se ha leído a sus autores.”

¿Será cierto? Me gustaría creer que sí.

Incluyo parte de la entrevista:

–¿Qué supone para usted compartir el escenario del Teatro Campoamor con víctimas del Holocausto?
–Recibir el Príncipe de Asturias es un tremendo honor por el amor que profeso a la literatura española y a Latinoamérica. Y es un honor mayor el compartir el escenario con el Yad Vashem, porque se trata del recuerdo, de recordar. Escribir literatura es también recordar. Sigue leyendo

LA GALLINA DEGOLLADA Horacio Quiroga

 Tal vez no sea casual que Horacio Quiroga haya nacido el último día del año 1878. Este hecho es todo un símbolo de lo que sería una vida signada por últimos días.El fallecimiento de su padre, Prudencio Quiroga, a pocos meses de ese 31 de Diciembre, el suicidio de su padrastro, Asensio Barcos, ante sus ojos de quince años, la muerte de su amigo Federico Ferrari, al dispararse accidentalmente el revólver que Quiroga examinaba, los suicidios de su primera mujer, Ana María Cires, quien se quitó la vida ingiriendo una fuerte dosis de veneno; su propio suicido, al saber que padecía cáncer y los de quienes lo siguieron, su amigo y maestro Leopoldo Lugones, su gran amor Alfonsina Storni y sus hijos Egle y Darío, años después. La muerte fue protagonista en su obra y acompañó a los personajes de sus cuentos. En algunos casos resignadamente, en otros con violenta desesperación. Rosana Gutiérrez

 idiota370x415300x350Todo el día, sentados en el patio, en un banco estaban los cuatro hijos idiotas del matrimonio Mazzini-Ferraz. Tenían la lengua entre los labios, los ojos estúpidos, y volvían la cabeza con la boca abierta.

El patio era de tierra, cerrado al oeste por un cerco de ladrillos. El banco quedaba paralelo a él, a cinco metros, y allí se mantenían inmóviles, fijos los ojos en los ladrillos. Como el sol se ocultaba tras el cerco, al declinar los idiotas tenían fiesta. La luz enceguecedora llamaba su atención al principio, poco a poco sus ojos se animaban; se reían al fin estrepitosamente, congestionados por la misma hilaridad ansiosa, mirando el sol con alegría bestial, como si fuera comida. Sigue leyendo

LA ARQUITECTURA DE LA FRASE

FUENTE:http://medcomunitaria.zoomblog.com/archivo/2006/08/08/la-arqitectura-de-la-frase.html

LA ARQUITECTURA DE LA FRASE
Constituyen una oración los enunciados que organizan todos sus constituyentes en relación con un verbo conjugado en forma personal.

JUAN ALCINA FRANCH y JOSÉ MANUEL BLECUA

Llegamos al fondo de la cuestión, a la esencia de la escritura: la prosa, la frase. Se ha investigado más que cualquier otro aspecto, también es lo que más se enseña en la escuela. Pero ¡hay que ver los quebraderos de cabeza que aún nos procura! En el capítulo más largo de esta cocina, paso revista al perfil ideal que debería tener una oración. Buscamos la frase atractiva, eficaz, clara… (¿¡la que quizás sólo se encuentra en las gramáticas teóricas!?). ¡Esperemos que no! Sigue leyendo

ANACLETO MORONES Rulfo


¡Viejas, hijas del demonio! Las vi venir a todas juntas, en procesión. Vestidas de negro, sudando como mulas bajo el mero rayo del sol. Las vi desde lejos como si fuera una recua levantando polvo. Su cara ya ceniza de polvo. Negras todas ellas. Venían por el camino de Amula, cantando entre rezos, entre el calor, con sus negros escapularios cineteca_el-rincon-de-las-virgenes_2625_1grandotes y renegridos, sobre los que caía en goterones el sudor de su cara.
Las vi llegar y me escondí. Sabía lo que andaban haciendo y a quién buscaban. Por eso me di prisa a esconderme hasta el fondo del corral, coriendo ya con los pantalones en la mano.
Pero ellas entraron y dieron conmigo. Dijeron: “¡Ave María Purísima!”
Yo estaba acuclillado en una piedra, sin hacer nada, solamente sentado allí con los pantalones caídos, para que ellas me vieran así y no se me arrimaran. Pero sólo dijeron: “¡Ave María Purísima!” Y se fueron acercando más. Sigue leyendo

CHEJOVLos mártires Chejov

Los mártires

      Lisa Kudrinsky, una señora joven y muy cortejada, se ha puesto de pronto tan enferma, que su marido se ha quedado en casa en vez de irse a la oficina, y le ha telegrafiado a su madre.
      He aquí cómo cuenta la señora Lisa la historia de su enfermedad:
 enferma41     Después de pasar una semana en la quinta de mi tía me fui a casa de mi prima Varia. Aunque su marido es un déspota —¡yo le mataría!— hemos pasado unos días deliciosos. La otra noche dimos una función de aficionados, en la que tomé yo parte. Representamos Un escándalo en el gran mundo. Frustalev estuvo muy bien. En un entreacto bebí un poco de limón helado con coñac. Es una mezcla que sabe a champagne. Al parecer no me sentó mal. Al día siguiente Sigue leyendo