CUENTAME UNA HISTORIA DE DAVID FOSTER W.

Traducción de ‘The Broom of the System’, David Foster Wallace (Extracto del capítulo 2)

“Cuéntame una historia.”   fuente:http://ibrahim-berlin.blogspot.com/2009/08/traduccion-de-broom-of-system-de-david.html

“Así que quieres que te cuente una historia.” “Por favor.” “Tengo una de lo más interesante.” “Estupendo.” “Es deprimente, por cierto.” “Quiero oírla.” “Tiene que ver con un hombre que sufría un vacío de segundo grado.” “¿Vacío de segundo grado?” “Sí.” “¿De qué va eso?” “¿No sabes lo que es el vacío de segundo grado?” “No.” “Caramba.” “¿De qué se trata?” “Bien, una persona vacía de grado dos es primero una persona vacía, a secas. Su inteligencia es mediocre, pero quiere que la gente lo vea como alguien sofisticado. También es mediocre su apariencia, y quiere que la gente lo vea como alguien atractivo. Igual con su sentido del humor, si bien quiere que la gente crea que es ingenioso y divertido. Lo mismo pasa con su talento. Quiere que la gente crea que tiene chispa. Etcétera.” “Entiendo.” “Una persona vacía se preocupa de que la gente no lo considere estúpido, o aburrido, o feo, etcétera, etcétera.” “Lo capto.” “De modo que una persona vacía de grado dos es una persona vanidosa que también aparenta una auténtica ausencia de vanidad. Que está enormemente preocupada porque la gente no lo considere alguien vacío. Una persona vacía de grado dos permanecerá hasta tarde aprendiendo chistes para parecer alguien divertido y encantador, pero negará que permanezca hasta tarda aprendiendo chistes. O tal vez incluso intente dar la impresión de que él no se considera a sí mismo en absoluto divertido.” “…” “ Sigue leyendo

LA LENGUA DE LAS MARIPOSAS DE MANUEL RIVAS

“¿Qué hay , Gorrión? Espero que este año podamos ver por fin la lengua de las mariposas”.
El maestro aguardaba desde hacía tiempo que le enviaran un microscopio a los de la instrucción pública. Tanto nos hablaba de como se agrandaban las cosas menudas e invisibles por aquel aparato que los niños llegábamos a verlas de verdad, como si sus palabras entusiastas tuvieran un efecto de poderosas lentes.
“La lengua de la mariposa es una trompa enroscada como un resorte de reloj. Si hay una flor que la atrae, la desenrolla y la mete en el cáliz para chupar.
Cando lleváis el dedo humedecido a un tarro de azúcar ¿a que sienten ya el dulce en la boca como si la yema fuera la punta de la lengua? Pues así es la lengua de la mariposa”.Y entonces todos teníamos envidia de las mariposas. Que maravilla. Ir por el mundo volando, con esos trajes de fiesta, y parar en flores como tabernas con barriles llenos de jarabe.
Yo quería mucho a aquel maestro. Al principio, mis padres no podían creerlo. Quiero decir que no podían entender como yo quería a mi maestro. Cuando era un “picarito”, la escuela era una amenaza terrible. Una palabra que cimbraba en el aire como una vara de mimbre.
“¡Ya verás cuando vayas a la escuela!” Sigue leyendo